Nos ha costado un año, recuperar el acceso a ELOJODEGUADIX.

“Como decíamos ayer…”

logo-el-ojo-de-guadix1

 

…”El poeta granadino Fray Luis de León (1527-1591) se educó en Salamanca y allí se graduó en Teología, obteniendo la cátedra de esta materia.

En el ala norte de la Universidad se conserva el aula donde Fray Luis de León impartió clases, tal y como se encontraba en aquellos años. El salón es austero y conserva los bancos donde descansaban los estudiantes, hechos con vigas de madera sin trabajar, que servían de asiento y pupitre, también se encuentra la tribuna corrida para los graduados y la cátedra con el pupitre destinada al lector.

Desde esta aula Fray Luis dijo aquello de: “Como decíamos ayer”, después de permanecer encarcelado durante cinco años. Había sido procesado por la inquisición de Valladolid como sospechoso en materia de fe, acusado de haber traducido a la lengua vulgar libros santos”… (fuente: FUNDACIÓN CAMINO DE LA LENGUA CASTELLANA)

 

(Nosotros por confiar en Vodafone, perdiendo el teléfono de contacto, al caducarlo aun teniendo saldo, tras cambiar de 9 meses a 6 y no poder recuperar el número. tras un año de intentos reiterados, esta madrugada he decidido aburrirlos a correos, y repetir y repetir el acceso, rebuscando entre los archivos códigos de seguridad y verificación,  he podido acceder y publicar)

Sres y Sras: Volvemos y con muchas más ganas que nunca, ampliaremos la información, crearemos espacios de opinión, una línea editorial más comprometida y plural, seguiremos destacando la parte gráfica y de promoción de la Accitania, su Patrimonio Histórico, Industrial, Cultural, Deportivo, Turístico… Estas invitado a participar. Correo de contacto:

elojodeguadix@hotmail.com.

Acerca de elojodeguadix

Amante de una tierra hechizada, la Accitania Ver todas las entradas de elojodeguadix

2 responses to “Nos ha costado un año, recuperar el acceso a ELOJODEGUADIX.

  • Roberto Balboa

    ¡Ay Manolo, que cualquier día nos matas a sustos!
    Que hay que comer más rabillos de pasas para esto de las claves, subclaves y la madre que las parió. O hacer una pequeña base de datos o una hoja de Excel, con su contraseña de apertura, por supuesto, y meter ahí estas cosillas que tanto nos facilitan la vida.
    Pero bueno, bien está lo que bien acaba.
    Un abrazo.

Debes haber iniciado sesión para comentar.

A %d blogueros les gusta esto: